7/29/2007

Puertecillo



Hace 20 años estuve aquì y he vuelto a ver el azul del gran pacìfico. Permanece. De niña caminè hasta Topocalma, Tanumè y Panilonco varias veces junto a mis hermanos, desde Pichilemu. Y lugares como este siguen estando allì, habitados por el viento, por sus pescadores y hoy por surfistas con ideales. Muy cerca està La Boca, un lugar tan bello como este, con un dejo a prehistoria. Es nuestra costa. He quedado con esta bella vista, con un ojo mirando hacia afuera y otro mirando hacia adentro. Este lugar me provoca silencio.

3 Comments:

Blogger Araceli Casanova said...

Bea, buenas fotos,es un precioso lugar, me hace sentido conocerlo hoy. La secuencia de imagenes me transporta, veo a la mujer con su ojo hacia dentro y el otro muy despierto llamando a la niña interior para que libere lo que no gusta. Muy buen post.Un abrazo grande.Ari

12:54 a. m.  
Blogger BELMAR said...








Es un placer que una bella dama nos deje al alcance estos hermosos parajes llenos de lirismo y tradición al alcance de todos...



Luego de mojar su pálido rostro y ordenarse frente a un espejo roto y sucio, se deslizó por la calle desierta hasta el bar en donde sus compañeros de toda la vida continuaban poetizando el hígado y disfrutando de una delicada melodía jazz. Entró al viejo local, besó a cada uno en la mejilla y volvió a la calle en silencio. Continuó sin prisa hacia su destino, sin dejar nada al azar: orinó en la puerta del Museo y se alejó por entre casas y escombros mientras recordaba los tiempos de La Internacional. Fue desde aquel frío amanecer que nadie volvió a ver su caminar inexacto por las calles de la ciudad...



BELMAR





7:26 a. m.  
Blogger Elisa de Cremona said...

qué lindas fotos, increíbles lugares. Eso em gusta de chile.. que donde vas encuentras algún rincón precioso.
UN besazo

8:56 p. m.  

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un vínculo

<< Home